Ayer el Banco Central publicó un relevamiento que realizó sobre distintas consultoras que calcularo el índice de inflación para el país en un 27% de inflación. Sobre la Hora consultó al economista Alejandro López Mieres, quien sostuvo que  no sabe si estas medidas fueron “una dinámica de mala praxis o fue otra cosa”.

Es una encuesta de las mismas consultoras que a principio de año evaluaban que la inflación iba a ser del orden del 17%confirmó López Mieres, teniendo en cuenta que a fines de 2017 hubo estabilidad cambiaria.

“Sin embargo la dinámica fue bastante distinta, de hecho acaba de terminar el mes mayo donde nosotros presenciamos una corrida cambiaria” explicó, a lo que se sumó la fuga de capitales, la inflación y el regreso al FMI “como garante del ajuste brutal que ya estaba en mente en el gobierno”.

Estas son cosas que no pueden ser catalogadas como mala praxis en tipos que vienen de empresas financieras y que saben a qué están jugando” criticó, y remarcó que se tomaron medidas que “se podrían haber evitado y no se evitaron, como que en algún punto esta devaluación que nosotros vimos y el pasaje a inflación que vamos a ver ahora es funcional al gobierno”, ya que con esos números se logra una licuación del salario real y de lo que denominan el gasto público.

López Mieres opinó que el 27% de la inflación es mostrado por consultoras que “están corriendo la liebre de atrás” porque estima que el año termine con una inflación arriba del 30%. Esto se debe a que los tarifazos van a efectivizarse gracias al veto presidencial; la devaluación y la inflación de productos básicos como alimentos y combustible; la caída del salario real.

La estructura trasnacionalizada de la Industria Argentina hace que  se ajusten los precios más allá de lo que se está vendiendo” explicó, ya que las empresas buscan “más pesos para comprar una determinada cantidad de dólares para remitir al exterior” por lo que suben los precios.

Por último, reflexionó: “¿Si el Gobierno consideraba que el gradualismo era su garantía de gobernabilidad, qué significa? ¿Que la caída del gradualismo significa la caída de la gobernabilidad? ¿Y por eso hace falta un Gendarme externo como el FMI para poder llevar adelante este ajuste violento?”.

Escuchá la entrevista completa: