Graciela Iturraspe, diputada mandato cumplido por Unidad Popular y Presidenta Resultado de imagen para Graciela Iturraspede la Comisión de Legislación Previsional del Congreso Nacional y Luciano Gonzalez, abogado previsional, analizaron en Sobre la Hora sobre el anuncio del Gobierno Nacional de extender el acceso a las jubilaciones por moratorias.

«Es parcialmente una buena noticia y es un manotazo de ahogado» ya que en el Congreso comenzaron a tratarse proyectos para extender el acceso a la moratoria, «esta es la parte buena para las mujeres» ya que para los hombres venció en 2016, según explicó Iturraspe. «Lo malo, lo que modifica esta situación de derecho, es que ahora la posibilidad de acojerse a esta moratoria va a estar atada a un informe socioeconómico, antes era una situación de pleno derecho«, remarcó.

Hay personas que no cumplen con sus años de aportes, sobre todo las mujeres que en el mercado de trabajo tienen los trabajos más precarizados y el menor acceso a derechos, «es un tema que ni siquiera uno debería explicar en un país en el que el Estado no ha combatido el trabajo en negro» y esto sucede, «y no está atado a la situación socio económica de aquel que no llegó a cumplir 30 años».

«En general era por un fraude hecho por las patronales, por eso en realidad hasta el 2015, era para hombres y mujeres, era una situación que atendía esta dificultad para juntar los haberes por la cantidad de trabajo en negro que ha habido en Argentina durante los últimos 30 años. Esto es lo que no se considera, por eso siempre pensé que era hasta un poco despectivo decir ‘jubilación para las amas de casa’, por la imagen que esto conlleva: es muy digno trabajar en su casa, y está bien que también acceda la persona que se quedó en su casa, trabajando y sosteniendo la familia, criando a sus hijos, a un a jubilación. Pero no es el caso, la mayoría y lo que se notaba era porque habían trabajado y no habían llegado a sus aportes»

«Nosotros planteábamos que toda persona que llegaba, a los 60 las mujeres y a los 65 los hombres, tenían derecho a percibir un haber, que estuviera equiparado por lo menos con el haber mínimo salarial» explicó. A la vez, proponían que para quienes tuvieran aportes mínimos, «una jubilación proporcional a los años aportados», que perimitiera más equidad. «En las negociaciones para que saliera, salió esto de las moratorias, que, bueno, no era del todo satisfactoria pero permitió cubrir permitió para un montón de gente» remarcó Iturraspe.

Por su parte, el abogado de la Secretaria de Previsión Social de la CTA Autónoma, Luciano González, explicó cómo acceder a la moratoria. «Esta ley iba a vencer el 26 de julio, yo creo que gracias al movimiento de mujeres que tuvo mucho importancia y mucha trascendencia en estos días  el gobierno tiene obligatoriamente extenderla tres años más» para que persista el derecho.

«Lo que le falta a esta ley es la extensión de años que te deja comprar la moratoria» comentó, porque deja pagar esos años hasta 2003. Si se extendía el plazo, entraban en la moratoria otras generaciones que no eran las personas de más de 60 años. Recomendó que la gente se asesore bien para iniciar los trámites.

Las personas que cumplan el requisito, «tienen que presentarse en la Anses» donde hacen el cálculo de la moratoria. Allí se hace el «filtro socio-económico» que «termina siendo un filtro muy cerrado, y que hay muy pocos trabajadores y trabajadoras que ingresan, y que hay que acretitar casi pobreza» explicó González.

Escuchá las entrevistas completas: