¿En qué estado se encuentra la salud de la provincia de Buenos Aires?

Opinan:

hospital-san-martinPablo Maciel, secretario de salud laboral de CICOP:
“El estado de los hospitales es muy malo, la situación ha empeorado en estos últimos años. Hemos tenido situaciones de mucho riesgo para pacientes y trabajadores, por el deterioro edilicio. En el Hospital Paroissien de la matanza se han caído los caños principales de agua en el hall central, esto produjo que una enfermera del Hospital sufra una fractura de la pierna, y que se inunde una parte del hospital. En el Hospital San Martín de La Plata se cayó un ascensor con un paciente que volvía del quirófano y con los camilleros. Estuvieron 40 minutos encerrados hasta que pudieron abrir a la fuerza el ascensor y rescatarlos.
Esto ilustra lo cotidiano de los 83 hospitales de la provincia de Buenos Aires.
Desde CICOP hemos planteado en las últimas mesas paritarias, además del tema salarial, el tema de infraestructura. Para eso estamos reclamando un presupuesto extraordinario y estamos señalando con mucha preocupación que con el presupuesto diseñado por el Ejecutivo, y que fue enviado a la legislatura, tiene un ítem para la salud menor que el del año anterior. Es decir que de un 6,2 % pasamos a un 5,6 % del presupuesto destinado. Por lo tanto anticipamos que es muy difícil que esta situación pueda cambiar.

Fernando Corsiglia, presidente de CICOP
“En líneas generales tenemos esta situación, que tiene que ver con el bajo salario del sector profesional en el ámbito público, y las malas condiciones en las que se desarrollan esas tareas, que por supuesto afecta la atención de salud de la población y que además provoca migraciones. Formamos un sinnúmero de profesionales en el ámbito público que muchas veces son aprovechados en el sector privado. Entendemos que debiera haber políticas que defendieran, no sólo la formación en el ámbito público, sino la permanencia de ese componente profesional en lo público”.

María Inés Sasiaín, integrante del consejo directivo de CICOP
El tema recursos humanos es el mayor problema que tenemos en este momento, debido por un lado a los bajos salarios, y por otro a la situación de precarización que lentamente nos ha ido llevando esta gestión. Con el gobierno anterior habíamos llegado a un acuerdo en el que los nombramientos se hacían a través de las -mal denominadas- Becas Puente, que era una forma en que el compañero cobrara rápidamente antes de que llegue su interinato, pero se iniciaban los dos expedientes juntos.
Esta gestión ha tenido congelados los cargos durante meses, de modo que los compañeros que han tenido becas siguen teniendo becas, no han salido los interinatos. Tenemos 840 becarios de más de un año, en el sector profesional. Y tenemos más de 300 cargos que también son becas.
Los becarios tienen sólo un semana de vacaciones por año, y entre 12 y 13 mil pesos de sueldo.
Por eso muchos compañeros se van, y hay una gran competencia del sector privado. Estamos haciendo un transferencia de recursos humanos del sector público al privado porque las condiciones en el sector público las condiciones laborales son malas en general.