El Secretario de la Comisión Provincial por la Memoria Roberto Cipriano se refirió a la iniciativa del gobierno para que se amplíe el tiempo que los menores pasan en las comisarías en Sobre la Hora. “La situación de la niñez es muy crítica y el gobierno consolida una política punitivista, que es con lo que amenazan hace un tiempo” afirmó.

“Lo que intentan es una reforma que no tiene mucho asidero en clave ni de proteger los derechos de los pibes ni en clave de mayor seguridad” advirtió respecto de la reforma de Responsabilidad Penal Juvenil, que es el régimen procesal que se utiliza para juzgar a menores de 18 años que cometen delitos.

Explicó que por un lado pretende “ampliar el tiempo que los pibes pueden permanecer en detención sin que el juez les dicte la orden de detención” de 12hs. a 18hs.  y por otro ampliar también “el tiempo que el juez tiene para el dictado de la prisión preventiva”.

Para el secretario, la excusa es que como los procesos acusatorios se dividen en dos partes, el juez de garantías que es el de la etapa de investigación no haría falta: “Quieren eliminar los Jueces de Garantía, lo que simbólicamente ya habla por sí mismo de que se sacan los jueces que están para garantiza derechos, para controlar que se respeten las garantías constitucionales”.

El argumento es que los jueces de garantía tienen mucho trabajo y los jueces de responsabilidad penal juvenil tienen menos trabajo. “Es complicado desde el punto de vista técnico porque confunden jurisdicciones, va a aportar a mayor confusión” afirmó.

“Centralmente otorgar la posibilidad de que el juez disponga de más tiempo del pibe detenido sin orden judicial es lo grave” comentó, ya que lo que debería pasar una vez que se detiene a un o una menor, la policía debería llevarle a un establecimiento especializado a esperar la orden judicial. “El problema es que esos establecimientos no existen entonces los pibes van a las comisarías, en muchos casos detenidos por adultos; o bien quedan dentro del patrullero esperando la orden del juez” expresó.

Y subrayó que el cambio que se pide “lo que hace es extender el tiempo de mayor discrecionalidad y arbitrariedad policial para las torturas, para las golpizas, para todo lo que sabemos que la policía produce sobre esos pibes”

“Las reformas las tratan sin ningún tiempo de discusión, no convocan a las organizaciones ni a la gente que trabajamos estos temas, uno tiene que ir, cuando se entera, pedir hablar” contó Cipriano, que además desde la CPM concurrieron sin ser invitados y presentaron el documento.

Explicó que “Iban a reformar la ley de niñez y no iba a pasar el proyecto por la Comisión de Niñez del Senado” con la idea de “sacarla de manera express la reforma, no discutirla”

“Se discuten transformaciones estructurales de las leyes sin elementos científicos, sin estudios, sin mirar las estadísticas del propio Estado, sin la experiencia de los operadores judiciales, y lo más grave del sistema que es lo que habría que discutir y sobre lo que habría que pensar es como se ha masificado el uso de juicio abreviado” aclaró.

El Secretario de la CPM explicó además que los jueces de Responsabilidad Penal Juvenil no tienen poco trabajo, sino que “tiene que hacer la ejecución de la sentencia, es decir, controlar que pasa con los pibes cuando son condenados y van a los centros cerrados o institutos de menores que son lugares donde se aplica la tortura como práctica sistemática, condiciones inhumanas de detención, aislamiento permanente, esa función los jueces no la cumplen, no controlan nada, y los pibes padecen violaciones de Derechos Humanos cotidianamente”.

Escuchá la entrevista completa: